Soldado de Jesucristo

Soli Deo Gloria

By

¿Cómo crecer en gracia y conocimiento? | J. C. Ryle.

Por: J. C. Ryle.

Si queremos crecer en la gracia y tener más esperanza hemos de procurar tener más conocimiento de nuestro Señor Jesucristo. ¡Cuán poco le conocemos! Nuestros afectos hacia Él son fríos y dan testimonio contra nosotros. Nuestros ojos no se abren para ver qué es y lo que hace por nosotros o cómo deberíamos amarle. Algunos cristianos parecen funcionar a base de la doctrina de la santificación, excluyendo todo lo demás. Pueden discutir con ardor sobre puntos de práctica; con todo, son fríos acerca de Cristo. Viven con reglas, andan estrictamente, hacen muchas cosas, se imaginan que son muy fuertes. Durante todo este tiempo pierden de vista esta gran verdad: que nada santifica tanto como el conocimiento del Señor Jesús, y la comunión con Él. «Permaneced en Mí -dice Jesús-, y yo en vosotros. Como la rama no puede llevar fruto si no permanece en la vid, tampoco vosotros podéis hacer nada sino permanecéis en Mí.»

Cristo debe ser el resorte de nuestra santidad, así como la roca de nuestra fe. Cristo debe ser el todo en todos. No dudo que Cristo es precioso para todo el que cree. Debe ser precioso, por sus altos cargos y por su obra. Precioso por lo que ya ha hecho: nos ha llamado, vivificado, lavado y justificado. Precioso ha de ser por lo que hace ahora: nos corrobora, intercede por nosotros, simpatiza con nosotros. Precioso por lo que hará: nos guardará hasta el fin, nos levantará, nos reunirá a su vanidad, nos presentará inmaculados delante del trono de Dios, nos dará descanso con Él en su reino. Pero, oh lector, Cristo debería ser mucho más precioso para nosotros de lo que lo ha sido nunca. Creo que nada sino el conocimiento de Cristo satisfarán nunca el espíritu del hombre. Todas nuestras tinieblas proceden que no nos mantenemos junto a Él. Las formas religiosas son valiosas como auxilio, pero, lo que debemos predicar y la doctrina que hemos de seguir, tiene que ser el Cristo crucificado por los pecadores, visto por el ojo de la fe, presente en el corazón, pan de vida y agua de vida. No hay nada más que salve, que santifique o satisfaga al alma pecadora. Todos necesitamos más conocimiento de Cristo. Si queremos crecer en la gracia y la esperanza hemos de empezar aquí.

Si queremos crecer en la gracia y tener más esperanza, hemos de buscar más conocimiento del corazón. Nos imaginamos que lo conocemos y no es así. La mitad de nuestro pecado está oculto a nuestros ojos. No tenemos la menor idea de lo mucho que puede engañarnos el corazón, y hasta qué profundidades de Satán se puede hundir el mejor de nosotros. Pero todos conocemos por experiencia amarga que al confiar nuestro corazón hacemos, con frecuencia, tristes equivocaciones. Hemos cometido errores tales que hemos perdido de vista nuestra esperanza, y casi creemos que carecemos de caridad. ¡Oh!, si queremos ser cristianos felices hemos de dejar de poner confianza en nuestro corazón. Hemos de aprender a no esperar nada de él sino debilidad. Cesemos de mirar a fórmulas y sentimientos en busca de consuelo. La esperanza edificada en cualquier cosa que haya dentro de nosotros, es inestable y se tambalea.

 

Tomado del folleto “La Cruz de Cristo” de J. C. Ryle, puedes descargar gratis el folleto haciendo CLICK AQUÍ


También le puede interesar:

Seguir a Cristo no previene las aflicciones terrenales | J. C. Ryle

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!...

One Response to ¿Cómo crecer en gracia y conocimiento? | J. C. Ryle.

  1. Jhonathan says:

    Conocer a Jesus es lo mejor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *